Preparación Pre-Matrimonial

 

Los que se preparan para el matrimonio deben hacer una cita con el sacerdote o diáconos con seis meses de anticipación a su fecha de matrimonio. San Jorge utiliza el programa Prepara / Enriquece para ayudar a las parejas comprometidas en la exploración de sus expectativas y el fomento de la comunicación y habilidades para resolver problemas. La pareja se reunirá con el sacerdote o el diácono, como parte de su preparación y puede ser requerido o alentados a asistir a uno de los programas de preparación que ofrece la Arquidiócesis de Atlanta. Para obtener más información o para hacer una cita con un sacerdote o un diácono contacte a la oficina de la iglesia al: 770-683-8976.

Matrimonio

Ofrecemos nuestras felicitaciones a todos las parejas planeando matrimonio, en particular, a los feligreses de San Jorge. La gente puede tener una boda y una fiesta agradable para la pareja, pero se necesita el trabajo por ambas partes para tener un matrimonio. El matrimonio es un sacramento muy importante en la Iglesia y, como tal, no son requisitos necesarios para tener un matrimonio en la Iglesia. Es importante recordar que el matrimonio es un pacto hecho por dos personas con Dios, un tiempo muy sagrado en la vida de las partes. Obviamente, esto no es algo para tomar ligeramente.

 

En la iglesia latina se considera habitualmente que son los esposos quienes, como ministros de la gracia de Cristo, se confieren mutuamente el sacramento del Matrimonio expresando ante la Iglesia su consentimiento. El consentimiento consiste en un "acto humano por el cual los esposos se dan y se reciben mutuamente": "Yo te recibo como esposo" - "yo te recibo como esposa." Este consentimiento que une a los esposos entre si, encuentra su plentitud en el hecho de que los dos "vienen a ser una sola carne." El Espiritu Santo es el sello de la alianza de los esposos, la fuente siempre generosa de su amor, la fuerza con que se renovara su fidelidad. 

El sacerdote (o el diacono) que asiste a la celebracion del Matrimonio, recibe el consentimiento de los esposes en nombre de la Iglesia y da la bendicion de la Iglesia.  (Catecismo de la Iglesia Catolica, 1623, 1624, 1627 & 1630)

 

Con eso, la Arquidiócesis requiere seis (6) meses de preparación para las parejas antes de planear el matrimonio y las parejas deben casarse en un "lugar sagrado".

 

Requisitos Generales 

 

Ley de la Iglesia requiere que ambos deben ser libres para casarse, es decir, ninguno de los dos estaba casado antes. Si alguno de los dos se había casado antes y su ex cónyuge todavía está viviendo, usted tendrá que obtener la declaración de nulidad del matrimonio, por el Tribunal de la Arquidiócesis. El párroco o el diácono le ayudarán a iniciar el proceso. En ningún caso, se fije una fecha para la ceremonia, o incluso una fecha provisional, hasta que el proceso Tribunal se haya completado. 

 

En un matrimonio mixto, es decir, un católico casandose con un  una persona que no es católico, la persona católica hace una promesa de mantener su propia fe y hacer todo en su poder para asegurar que los hijos nacidos de la unión serán criado en el la fe católica. La persona que no es católico no hace promesas, pero es consciente de la promesa de la persona Católica. Además, se requiere un permiso / dispensa de la Oficina de la Cancillería de la Arquidiócesis para los matrimonios interreligiosos, cuando se ha establecido la libertad de casarse. El sacerdote o el diácono que realiza la  preparación pre-matrimonial y / o documentación podrán obtener este permiso.

© Copyright 2019 St. George Catholic Church